×

AssafPB

×
Primero en exportar a Irán
03.04.2018

Primero en exportar a Irán

Un ganadero de Hinojosa envía por avión desde Bélgica 152 ovejas y carneros de raza assaf para abrir mercado con este país.
Un ganadero de Hinojosa de Duero ha sido el primero, junto a un segoviano con el que compartió carga, en enviar un lote de ovejas assaf a Irán con el fin de iniciar una relación comercial con este país.
En concreto, Javier Pintado Bartol, a través de la asociación ganadera de ovino de esta raza, ha enviado 146 hembras y 6 machos a este país, dentro de un envío en el que iban 48 ejemplares más del otro ganadero. Laraza assaf, originaria de Israel y cruce de las razas Awassi y la alemana Milchschaf, ha tenido un gran desarrollo en nuestro país, de ahí que ahora sea muy demandad por la cantidad de leche que producen las ovejas.
Irán es un país donde el ovino es clave para su economía, aunque allí está más extendida la raza Awassi.

            La asociación de assaf recurrió a Pintado porque es un ganadero autorizado para exportar después de que su apuesta fuera modernizar su explotación ganadera hasta convertirla en una de las más competitivas de ovino de leche de España. De hecho, una oveja de su explotación due nombrada ejemplar más productivo del país por su selección genética y realiza controles lecheros cada mes desde 1994.
            Como Pintado tenía los ejemplares que solicitaba el ganadero iraní –hembras de seis meses y machos de un año- accedió a este envío puntual con el que también se quería comprobar cómo reaccionarían las ovejas al ser trasladadas en avión.
            El miércoles de la semana pasada salieron de Hinojosa de Duero los animales en un camión que les llevó hasta Bélgica y fue allí, en Lieja, donde se cargaron en jaulas en un avión que las llevó con destino a Teherán.
Las ovejas aterrizaron en Irán el sábado a las dos de la mañana y, de nuevo en camión, llegaron a la explotación que había adquirido los animales, que estaba a unos 200 kilómetros de distancia. “Cuando han llegado allí, el ganadero ha visto a las ovejas bien y alegres después del viaje y ahora tendrán que pasar unos meses para ver cómo se adaptan a ese clima cálido”, señaló Pintado.

            La aventura del viaje estuvo en la forma de pago porque, a pesar de que antes de salir las ovejas el ganadero salmantino ya había recibido el 100%, de lo acordado, tuvo que acudir a un banco alemán que fue el que accedió a realizar la operación después de que otros la rechazaran por el conflicto de Irán con Estados Unidos.
            Pintado ve la exportación como complemento a la venta de leche. Ahora está pendiente de un envío de ovejas a Cerdeña.

​​​​​​​

Fuente: La Gaceta
Fecha de publicación: Martes, 3 de abril de 2018
Sección: Campo